El Hecho  Más Grande de Todos los Tiempos

¿Cuál es?

 El hecho  más grande de todos los tiempos es este:         

¡Que Jesucristo es el Creador de todas las cosas!        el mundo

¿Dónde aprendemos eso?

El Evangelio de San Juan dice:        

1:1 En el principio era el Verbo, y el Verbo era con Dios, y el Verbo era Dios.

1:2 Este era en el principio con Dios.

1:3 Todas las cosas por él fueron hechas, y sin él nada de lo que ha sido hecho, fue hecho.

Dice que el Verbo hizo todas las cosas, y que no hubo nada que el Verbo no hiciera.

Pero, ¿Quién es el Verbo?

Juan 1:14 dice:

Y aquel Verbo fue hecho carne, y habitó entre nosotros (y vimos su gloria,

        gloria como del unigénito del Padre), lleno de gracia y de verdad.

El Verbo tuvo un cuerpo humano, y Juan afirma que lo vivo.

Leamos en 1 Juan 1:1:

           Lo que era desde el principio, lo que hemos oído, lo que hemos visto con nuestros ojos,

       lo que hemos contemplado, y palparon nuestras manos tocante al Verbo de vida;


¡Está claro que el
Verbo fue un hombre!

Pero, ¿Quién fue este hombre?

¡El Verbo no podía ser otro sino Jesucristo!

Con esto en mente leamos Juan 1 sustituyendo las palabras "el Verbo" por Jesucristo:
       1 En el principio era Jesucristo, y Jesucristo era con Dios, y Jesucristo era Dios.

      2 Este era en el principio con Dios.

      3 Todas las cosas por él fueron hechas, y sin él nada de lo que ha sido hecho, fue hecho.

Sí, el hecho más grande de todos los tiempos es: Que Jesucristo fue el Creador de todo el universo.

¿Por qué Jesús se hizo hombre?

Jesús fue hecho hombre porque Ud. tiene un problema. Es el mismo problema que yo tuve y cada persona tiene - pecado!

El capítulo 3 de Romanos declara que todos somos pecadores.

         10 No hay justo, ni aun uno;

       23 por cuanto todos pecaron, y están destituidos de la gloria de Dios.

Sí, todos somos culpables y Romanos 6:23 amonesta que:

        Porque la paga del pecado es muerte.

Si Ud. ha pecado, la paga será muerte. No es sólo la muerte física, sino también la espiritual.

Muerte espiritual significa separación eterna de Dios - yendo a las tinieblas eternas; el infierno -

del cual Jesús dijo:

         ...donde el gusano de ellos no muere, y el fuego nunca se apaga. Marcos9:44

¡La paga del pecado le alcanzará!

¿Hay entonces alguna esperanza?

Sí, hay esperanza. Hay buenas nuevas. Jesús pagó el precio. El murió por su pecado. El tomó su lugar.

 Pero El hizo algo más que es maravilloso. Con su muerte El compró un regalo para Ud.

Ahora leamos por completo Romanos 6:23:

        Porque la paga del pecado es muerte, mas la dádiva de Dios es vida eterna en Cristo Jesús Señor nuestro.

¡El compró el regalo para Ud., la vida eterna!

¿Cómo puede Ud. obtener este regalo?

Veamos algunos versículos en 1 Juan 5:9 y 10.

      9 Si recibimos el testimonio de los hombres, mayor es el testimonio de Dios;

       porque este es el testimonio con que Dios ha testificado acerca de su Hijo.

       10 El que cree en el Hijo de Dios, tiene el testimonio en sí mismo; el que no cree a Dios,

       le ha hecho mentiroso, porque no ha creído en el testimonio que Dios ha dado acerca de su Hijo.

Si Ud. no cree estas palabras, está haciendo a Dios mentiroso.

¿Cuál es el testimonio que Ud. necesita creer?

El próximo versículo lo dice:

      11 Y este es el testimonio: que Dios nos ha dado vida eterna; y esta vida está en su Hijo.

Dios le ha dado vida eterna. Es el regalo que El quiere que Ud. posea. ¿Lo posee Ud.?

¡No necesariamente!

Un regalo tiene que ser aceptado. El regalo de Dios debe ser recibido.

 

Supongamos que yo le fuera a regalar una foto a Ud.  Pero si Ud. no acepta la foto, no le obtendrá.

Un regalo debe ser aceptado. Del mismo modo es el regalo de Dios., la vida eterna. Ud. debe aceptarlo.

 

Ud. debe aceptar el regalo de Dios. Si Ud. no acepta el regalo de Dios, Ud. nunca lo obtendrá.

Pero, ¿Cómo puede Ud. aceptar el regalo de Dios?

Para ilustrarlo mejor, yo le regalaré un librito. Supongamos que la foto que se encuentra en el librito representa

Vida Eterna y el librito a Jesucristo, el Hijo. Cuando Ud. acepta el librito, recibe la foto. Cuando Ud. acepta al Hijo,

Ud. también recibe el regalo de la Vida Eterna, porque la vida eterna está en El.

 

Leamos de nuevo el versículo 11:

        1 Juan 5:11 Y este es el testimonio: que Dios nos ha dado vida eterna; y esta vida está en su Hijo.

Este regalo está en su Hijo Jesucristo. Por lo tanto Ud. debe recibirlo. La vida eterna está en El.

Cuando Ud. tiene al Hijo, Ud. posee la vida eterna, como lo explica el versículo 12.

      1 Juan 5:12 El que tiene al Hijo, tiene la vida; el que no tiene al Hijo de Dios no tiene la vida.

Pero, ¿Cómo puede Ud. tener al Hijo?

Romanos 10 tiene una respuesta clara.

        9 que si confesares con tu boca que Jesús es el Señor, y creyeres en tu corazón que Dios le levantó de los muertos, serás salvo.

     10 Porque con el corazón se cree para justicia, pero con la boca se confiesa para salvación.

¿Qué significa confesar al Señor Jesucristo con la boca? Podría ser orando de la siguiente manera:

"Yo acepto a Cristo como mi Señor - mi Rey. Le obedeceré y le serviré."

Entonces crea en su corazón (no con su mente) que Jesucristo vivió y murió por Ud.,

que El resucitó de entre los muertos y que El vive para siempre.

El no está en la tumba, ni en la cruz, sino que vive con el Padre.

Después ¿qué?

Ud. será salvo:

En otras palabras, Ud. tiene al Hijo. Ud. tendrá vida eterna. Entonces,

¿por qué no hace lo siguiente?

1. Arrepiéntase de su pecado.

2. Confiese con su boca a Jesucristo como su Señor.   

3. Crea que El vive: que resucitó de entre los muertos.

4. Y Ud. será salvo.

¡Esta es una gran oferta!

Romanos 10:13 dice:

        13 porque todo aquel que invocare el nombre del Señor, será salvo.

En otras palabras, si tú me invocares, yo salvaría y y te dará la vida eterna.

¿Si estuviera aquí, le invocaría Ud., le pediría Ud. perdón por su pecado?

 ¡El está aquí!

Ud. podría pedir lo siguiente:

Oh Dios, vengo a Ti en el nombre de Jesucristo. Creo Tu palabra, Creo que Jesucristo vivió y murió por mí, que El se levantó de entre los muertos y que El vive. Dios, yo soy un pecador; estoy perdido; pero quiero ser salvo. Invoco Tu nombre con todo mi corazón. ¡Sálvame! En el nombre de Jesucristo. Amén.

El hecho más grande de todos los tiempos para Ud. es éste:

1. Ud. es una Nueva Criatura de este maravilloso Señor.

2 Corintios 5:17 De modo que si alguno está en Cristo, nueva criatura es;

las cosas viejas pasaron; he aquí todas son hechas nuevas.

Efesios 2:10 Porque somos hechura suya, creados en Cristo Jesús para buenas obras,

las cuales Dios preparó de antemano para que anduviésemos en ellas.

2. Ud. es un Hijo de Dios.

Juan 1:11-12 A lo suyo vino, y los suyos no le recibieron. Mas a todos los que le recibieron,

a los que creen en su nombre, les dio potestad de ser hechos hijos de Dios.

3. Ud. sabe que posee Vida Eterna.

1 Juan 5:13 Estas cosas os he escrito a vosotros que creéis en el nombre del Hijo de Dios, para que sepáis que tenéis vida eterna, y para que creáis en el nombre del Hijo de Dios.

4. Ud. puede ir a Jesucristo pidiéndole perdón cuando peca.

1 Juan 1:9 Si confesamos nuestros pecados, él es fiel y justo para perdonar nuestros pecados, y limpiarnos de toda maldad.

5. Jesucristo nunca le dejará, ni olvidará.

Hebreos 13:5b Porque El dijo: No te desampararé, ni te dejaré.

Lea la Biblia y ore cada día.

Lea todo el evangelio de San Juan.

Escriba su nombre y la fecha que Ud. aceptó al Jesucristo en su Biblia.

Para más información escriba a la siguiente dirrección:

Project Harvest

20 Perrin Street, Greenville, SC 29607       Número de teléfono (864) 235-3365

o escriba a wwfaww@yahoo.com

Casero     Búsquedas de la palabra    Niños     Adolescencia    Adultos    Jubilados   

Diás de fiesta     en Español    Sobre nosotros     Éntrenos de los nosotros

Palabras Maravillosas para un Mundo Fatigado

Usado con permiso - Project Harvest